REPORTAGE: Cochapamba en las nubes

1
El barrio de Cochapamba y sus subidas les dan la bienvenida.
Los abuelitos suben cada mañana a la Iglesia para participar en las varias actividades previstas y para almorzar juntos. Son un grupo de adultos mayores mas o menos autónomos, bien divertidos y exigentes (con las propuestas!).
2
Todos los viernes los niños no hacen las tareas y…. a organizar alternativas! Esta es la cancha que queda en frente de la escuela Leonor de Stacey. El Vini anima el partido de ecuavoley entre niños de distintas edades. Un arbitro de apariencia italiana controla que se respeten las reglas.
3
El pretil ubicado al lado de la Iglesia de Cochapamba Norte es de cemento. Esto sin embargo no impide que los chicos del colegio bajen para jugar fútbol. Suelen tener sus tareas pero de vez en cuando hace falta aire libre y movimiento.
4
Arreglando las cosas de arriba, en un día de invierno apareció un juego: el ajedrez. Los chicos no saben jugar pero fascinados por esta tabla cuadrada y sus piezas de formas raras quieren aprender. Durante un buen mes todos piden jugar ajedrez, en las aulas, en la escalera, en el patio. Quien ganará?
5
Leo, 7 anos, en la biblioteca, creada el ano pasado gracias a los voluntarios y a la generosidad de la gente que donó los libro. Ademas es una de las aulas que usamos para hacer las tareas. Allá los niños se ven mas estimulados y con curiosidad cada día se acercan a la lectura.
6
Los abuelitos entretenidos en la preparación de las arepas, actividad incluida en los talleres de cocina que dan los voluntarios.
7
Diego y Evangeli son dos niños venezolanos que llegaron al proyecto este ano. No van a la escuela porque ya era tarde pero vienen a almorzar y se quedan haciendo algunas tareas, o a jugar con los niños. Son muchos los venezolanos que llegaron al Ecuador en estos meses. Algunos escapan en búsqueda de un lugar donde poder vivir tranquilos, otros se quedan un tiempo: Ecuador por muchos es un país de pasaje para llegar a Perú.
8
Carolina, 12 anos, con otros compañeros llega todas las mañanas para hacer tareas y actividades antes de almorzar e ir al colegio.
9
Como en la mayoría de las tardes después de una mañana de solazo, llueve. Pero esto no afecta los niños que siguen jugando en el patio.  Ahí nos ayuda una mujercita joven, Maite.
10
Calle que sube a la Iglesia. En el fondo el llanero, la Romeria. Cochapamba creció en las vertientes que rodean la ciudad de Quito. Alrededor el bosque de eucaliptos dialoga con las antenas del teleférico.
11
Vinivius, Vini o Marco, 1988. Hijo de la Señora la Carmen, la cocinera, y encargado de las llaves, de llevar la comida a los abuelitos que no pueden bajar o subir a la Iglesia. Desde pequeño es parte integrante del equipo del proyecto y ademas nos regala sonrisas por su gran espíritu.
12
Vista nocturna desde el campanario de la Iglesia. Mas o menos medianoche después de una larga fiesta de cumpleaños. La ciudad es grande, y crece con todas las contradicciones que conlleva. Un ejemplo es la diferencia visible entre el cercano y rico sector del Bosque y el mismo Cochapamba.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s